Cuando es mas fiable el test de embarazo: Cuándo es fiable un test de embarazo

Cuando es mas fiable el test de embarazo: Cuándo es fiable un test de embarazo

Cuándo es fiable un test de embarazo

Fertilidad
10 noviembre 2021| By Minifiv

postshare

El test de embarazo es el método más sencillo y eficaz para salir de dudas ante un posible embarazo, bien sea de forma natural o tras un tratamiento de fertilidad. Existen dos tipos de pruebas: de orina y de sangre. Ambas permiten detectar la presencia de la gonadotropina coriónica humana (beta-hCG), una hormona que libera el embrión desde el momento de la implantación en el útero, es decir, desde que se inicia la gestación. Pero ¿sabes cómo y cuándo hacer un test de embarazo? A continuación, explicaremos cuándo es fiable un test de embarazo y veremos en qué consisten los test de embarazo con falso positivo y negativo.

 

¿Qué es un test de embarazo y qué tipos hay?

El test de embarazo es una prueba que mide la hormona beta-hCG, también conocida como la hormona del embarazo, cuyos niveles aumentan de forma progresiva durante el primer trimestre de gestación. Existen dos tipos de test de embarazo:

  • Test de embarazo de orina: se trata de un test cualitativo que se puede realizar en casa para detectar la hormona beta-hCG en la orina cuando sus niveles se encuentran entre 25 y 50 mUI/ml. En los test tradicionales, el resultado positivo o negativo se muestra con una línea o cruz de color. Si no aparece la línea de control, significa que no se ha efectuado de forma correcta, por lo que sería necesario repetirlo. Por su parte, las pruebas digitales indican si la mujer está embarazada e, incluso, el tiempo desde cuando lo está.
  • Test de embarazo en sangre: puede ser cualitativo (cuando solo muestra si la mujer está o no embarazada) o cuantitativo (si indica el nivel exacto de la hormona del embarazo). A diferencia de la prueba de orina, permite detectar niveles más bajos de beta-hCG. En algunos casos, es aconsejable volver a repetirlo pasados 2-3 días.

Test de embarazo: ¿Cuándo es fiable?

Para obtener un resultado fiable, los expertos recomiendan realizar el test de embarazo 15 días desde la concepción, independientemente del tipo de prueba elegida (orina o sangre). Sin embargo, en un embarazo natural, es habitual que la mujer desconozca el día en el que se quedó embarazada. Por tanto, debería hacerse el test desde que tenga un retraso en la menstruación de al menos un día. En cambio, si ha optado por un tratamiento de fertilidad, tendrá que esperar un periodo de tiempo determinado, lo que se conoce como betaespera. En una fecundación in vitro (FIV), deben pasar 12 días desde la transferencia embrionaria, mientras que en la inseminación artificial (IA), son 15 días a partir de su realización.

Por otra parte, lo más aconsejable es hacer el test de embarazo con la primera orina del día, sin beber mucha agua antes para que los niveles de la hormona estén más concentrados y el resultado sea más fiable. Recuerda que siempre debes seguir las instrucciones del fabricante y realizarlo durante los días que te hemos indicado previamente. Si se llevan a cabo correctamente, las pruebas de orina tienen una fiabilidad igual o superior al 95-97 %.

Test de embarazo con falso positivo

Ante un test de embarazo positivo, se considera que la mujer está embarazada. Sin embargo, hay casos de falsos positivos, en los que los niveles de la hormona beta-hCG son altos a pesar de no haber gestación o de que su evolución no sea la correcta. Por esta razón, siempre es recomendable acudir al ginecólogo para confirmar la gestación. Los falsos positivos más habituales en los tratamientos de fertilidad se deben a la utilización de medicamentos que contienen la hormona beta-hCG para que se produzca la ovulación, es decir, la liberación de un óvulo del ovario a la trompa de Falopio.

Test de embarazo con falso negativo

Los niveles de la hormona beta-hCG varían desde el momento de la implantación embrionaria en la cavidad uterina hasta el final del primer trimestre de gestación. El nivel de beta-hCG es bajo durante los primeros días de desarrollo del embrión. Por esta razón, si la mujer se realiza un test de embarazo antes de tiempo, puede ser un falso negativo. De hecho, los valores inferiores a 10 mUI/ml se consideran dudosos. No obstante, si la mujer cree que puede estar embarazada, debe repetir la prueba pasados unos días.

Ahora ya sabes cuándo es fiable un test de embarazo. Si deseas formar una familia, en la clínica de reproducción asistida miniFIV podemos ayudarte a hacer realidad tu sueño. Somos la única clínica de España especializada íntegramente en tratamientos de estimulación suave, una alternativa más natural y menos agresiva que la estimulación convencional, con la que se evitan los efectos adversos y se garantizan altas tasas de éxito. Si quieres recibir más información, solicita tu primera visita gratuita con nosotros llamando ahora al 900 053 653 o rellena tus datos en el formulario de contacto. Más de 5000 pacientes han cumplido su deseo en miniFIV, ¡únete a ellas!

Cómo y cuándo hacer el test de embarazo de forma 100% fiable


Revisado científicamente por Jade Magdaleno

Matrona y sexóloga


Si eres sexualmente activa y sospechas que estás embarazada, el test de embarazo casero te ayudará a salir de dudas, siempre y cuando lo realices correctamente y en el momento adecuado.

En este artículo hemos recopilado toda la información que necesitas para saber cómo y cuándo debes hacerte la prueba de embarazo para garantizar la veracidad del resultado, qué tipos de pruebas puedes hacerte y cuáles son las más efectivas.

¿Qué encontrarás en esta guía?

  • 1 Cómo funciona un test de embarazo
  • 2 Cuándo hacer la prueba de embarazo
  • 3 Cómo hacer bien un test de embarazo casero
  • 4 Qué hacer si la prueba de embarazo es positiva
  • 5 Otros test de embarazo caseros

Cómo funciona un test de embarazo

Cualquier test de embarazo funciona siguiendo el mismo principio: detectar en tu orina la presencia de la hormona gonadotropina coriónica (hCG), también conocida como “hormona del embarazo”.

¿Por qué es especial la «hormona del embarazo»?

Al inicio del embarazo, los niveles de gonadotropina coriónica suben muchísimo y por eso es la forma más fácil y fiable de confirmar la gestación.

Jade Magdaleno, matrona y sexóloga

En principio, esta hormona se encuentra en tu orina cuando estás embarazada, porque se produce cuando uno de tus óvulos ha sido fertilizado y se implanta dentro de tu útero. En algunos casos no tan habituales, los niveles de la hCG pueden aumentar por otras causas e incluso un test podría salir positivo incluso en hombres. Pero la mayoría de los casos suele ser por embarazo.

Existen varios tipos de tests caseros, que trataremos más adelante en este artículo, pero sin duda el más fiable es el que puedes adquirir en las farmacias.

Se trata de un pequeño dispositivo con una tira absorbente impregnada de un reactivo que, al entrar en contacto con dicha hormona, hace que una porción de la tira cambie de color, indicándote si estás embarazada.

Cuándo hacer la prueba de embarazo

Para que el resultado sea fiable, es imprescindible que elijas muy bien el momento en el que te realizas la prueba de embarazo. Aunque la hormona hCG comienza a producirse alrededor de seis días después de la fertilización del óvulo, en la mayoría de las mujeres sólo se detecta a partir de quince días después de esa fecha.

Lo ideal es que esperes al menos 5 días después del retraso menstrual, para que los niveles hormonales sean suficientemente altos y el resultado del test sea fiable.

Si realizas la prueba antes de esa fecha, aumentas la posibilidad de obtener un resultado “falso negativo”, es decir, que el examen te indique que no estás embarazada, aunque en realidad sí lo estés.

¿Cuándo hacer el test si tus reglas son irregulares?

Si tus ciclos menstruales son muy irregulares, es difícil determinar el momento idóneo para realizar el test. Así que, si piensas que puedes estar encinta, lo mejor será ir repitiendo el test cada semana para comprobar si da positivo.

Jade Magdaleno, matrona y sexóloga

En el caso de una fecundación in vitro, al tratarse de un proceso muy pautado, será el doctor el que te indicará en qué momento exacto puedes realizarte el test. En una inseminación artificial, en cambio, es mucho más fácil, ya que podrás hacerte el test cuando más o menos te tendría que venir la regla, unos 14 días después del proceso.

La sensibilidad del test

Ten en cuenta que no todos los test tienen la misma sensibilidad, y según esta podrás confirmar tu embarazo antes o después.

Y no siempre el más caro es más sensible. No hay que tomar como referencia el precio de los test para pensar que uno es mejor que otro. De hecho, que un test sea más caro no significa que tenga mayor sensibilidad. Fíjate bien qué pone en la caja o, directamente, pide en la farmacia uno de alta sensibilidad.

Importancia de la sensibilidad en los tests de embarazo

Un test de alta sensibilidad necesitará menos cantidad de hCG en la orina para dar positivo que uno de baja sensibilidad. Esto significa que uno puede dar positivo y otro negativo según su sensibilidad. Procura usar test de alta sensibilidad para tener un resultado más preciso.

Jade Magdaleno, matrona y sexóloga

Los test suelen tener una sensibilidad de 10 mUI/ml, lo cual significa que ese test es capaz de detectar concentraciones de, al menos, 10 miliunidades Internacionales por cada mililitro de orina. Si estás embarazada, cuantos más días pasen, mayor será la concentración de la hormona.

Otra duda frecuente es si hay algún momento especial durante el día en que el test sea más efectivo. La mayoría de fabricantes recomienda usar la primera orina de la mañana, por estar más concentrada. Sin embargo, si ha pasado el tiempo suficiente, el test te dará positivo en cualquier momento del día.

Cómo hacer bien un test de embarazo casero

Tal como te he comentado, los test de embarazo vienen provistos de una tira que detecta la presencia de la hormona hCG en tu orina. Por eso, para hacer la prueba, es imprescindible que pongas en contacto dicha tira con una pequeña cantidad de tu orina.

La forma de hacerlo varía según la marca del producto que selecciones, así que te recomiendo que leas y sigas muy bien las instrucciones del dispositivo.

En términos generales, el proceso lo puedes realizar de dos formas:

  • Dejar caer durante algunos segundos tu flujo de orina sobre el dispositivo, de manera que la tira absorbente se impregne de orina
  • Sumergir una de las puntas del dispositivo en un recipiente con tu orina, el tiempo que te indiquen las instrucciones del test

Independientemente de la forma en que lo hagas, casi siempre podrás visualizar una primera línea que aparecerá aproximadamente un minuto después de que pongas en contacto tu orina con el dispositivo. Esta primera señal es un mecanismo de “control” que te indicará si la prueba de embarazo ha funcionado correctamente o no. Si esta línea no aparece, el test no es fiable.

Entre 3 y 5 minutos después, la aparición o no de una segunda línea, un símbolo o un cambio de color (de acuerdo a las instrucciones contenidas en el envase del producto) te indicará si estás o no embarazada.

Importante

Si te decantas por la opción de recolectar la orina en un recipiente y sumergir la tira, es recomendable que lo hagas inmediatamente. En ningún caso esperes más de 15 min porque la hormona se degrada y ya no será detectable por el test.

Interpretar el resultado del test de embarazo

Hay dos elementos fundamentales que debes tener presentes:

  Asegúrate de que aparezca la línea de “control” en el dispositivo. Si esto no sucede, la prueba no ha funcionado correctamente por lo que deberás repetirla con un nuevo dispositivo.

  Si aparece la segunda línea, un signo de “más” u otro símbolo (según te indiquen las instrucciones), ya puedes ir preparando una lista de nombres porque significa que estás embarazada! Si no aparece, el resultado es negativo. Así de sencillo.

Ten en cuenta que los test de embarazo únicamente dan dos resultados posibles: sí o no estás embarazada. Es frecuente que, si la marca que indica embarazo es tenue, surja la duda de si se trata de un resultado positivo o no. Estos test son válidos de manera cualitativa, no cuantitativa, es decir, la intensidad de la línea es independiente del resultado.

Posibles resultados del test:

  • Marca de control en blanco y marca del test, en blanco: test inválido, imposible saber si hay embarazo o no.
  • Marca de control en blanco y marca del test, con color: test inválido, imposible saber si hay embarazo o no.
  • Marca de control con color y marca del test en blanco: negativo. No estás embarazada o sí lo estás, pero has obtenido un falso negativo.
  • Marca de control y marca del test con color: ¡estás embarazada! Pide cuanto antes cita con tu ginecóloga o matrona para que te programen las pruebas necesarias de control durante el embarazo y que te den pautas saludables para seguir.

Algunos test no solo te indican si estás o no embarazada sino que, además, te dicen de cuántas semanas lo estás. Ojo con este resultado, puesto que, en ningún caso es un criterio médico para datar la gestación. Tu matrona contará siempre las semanas de embarazo empezando a contar desde el primer día de tu última regla, aunque hay ocasiones en las que esa fecha se modificará en la ecografía de las 12 semanas, pero nunca se usará como criterio la fecha que indique un test de embarazo, por su baja fiabilidad.

Ten en cuenta que estos test no solo detectan la presencia de la hormona del embarazo, sino que también miden su cantidad, que puede variar de una mujer a otra muchísimo dependiendo de diversos factores. Por eso este tipo de test nunca se utilizan en los centros de salud o los hospitales.

Debes saber que a veces ocurren los denominados “falsos negativos”, en los que la prueba te indica que no estás embarazada, pero en realidad sí lo estás. Esto puede ocurrir en los siguientes casos:

  • Realizaste la prueba antes de que aumentaran tus niveles de la hormona hCG, es decir, demasiado pronto.
  • Leíste los resultados antes de que transcurriera el tiempo indicado en las instrucciones.
  • Utilizaste orina muy diluida.
  • No utilizaste la orina inmediatamente después de ser recolectada (no deben pasar más de 15 minutos desde la recolección hasta su uso).

Test de baja sensibilidad y los «falsos negativos»

En el caso de usar un test de baja sensibilidad y salir negativo, puede ser un resultado falso. Es por ello que te recomiendo que vuelvas a realizarlo en 2 o 3 días porque el nivel de la hCG será más elevado y podrá detectarse mejor si estuvieras embarazada.

Jade Magdaleno, matrona y sexóloga

Así que si el resultado del test es negativo pero tienes síntomas que te hacen sospechar que podrías estar embarazada, te recomiendo que repitas el test a los cinco o seis días. Procura usar siempre un test de una sensibilidad de, al menos, 10 mUI/ml.

También puedes encontrarte con un “falso positivo”. En este caso, la prueba indicaría que estás embarazada, cuando en realidad no es así. Aunque es extremadamente raro, podría suceder en alguno de estos casos:

  • Estás tomando algún medicamento para la infertilidad.
  • Tienes quistes ováricos.
  • Has tenido un aborto espontáneo.
  • Has llegado a la menopausia.
  • Padeces alguna enfermedad ginecológica poco frecuente.

Cómo saber si estás embarazada: síntomas

Si has tenido relaciones sexuales sin utilizar ningún método anticonceptivo y presentas uno o varios de los siguientes síntomas, te sugiero que te realices una prueba de embarazo:

  • Retraso en el período
  • Náuseas y vómitos
  • Frecuentes ganas de orinar
  • Ligero sangrado vaginal entre períodos
  • Tensión y dolor en los senos
  • Aversión a algunos olores y sabores que antes tolerabas o antojos de ciertos alimentos
  • Fatiga y somnolencia

¡Ojo!

Si utilizas un método anticonceptivo en todas tus relaciones y tuvieras un retraso en tu menstruación, se acompañe o no de los síntomas anteriormente descritos, es conveniente realizar un test de embarazo. Ningún método anticonceptivo es infalible, ni siquiera una vasectomía o ligadura de trompas.

Si quieres saber más sobre los síntomas que te ayudarán a saber si estás embarazada, no te pierdas este artículo sobre Cómo saber si estás embarazada: 10 síntomas claros de embarazo.

Qué hacer si la prueba de embarazo es positiva

Si ha aparecido la segunda rayita en el test, el siguiente paso es que hagas una visita a tu matrona o ginecólogo.

Te programará las citas para las analíticas y ecografías del embarazo y te abrirá la historia obstétrica. Además, te dará pautas para que lleves tu gestación de la manera más saludable y satisfactoria posible. Recuerda que, si estás buscando quedarte embarazada, desde al menos 1 mes antes del embarazo, deberías tomar suplementos de ácido fólico y yodo para prevenir problemas en tu bebé.

Cómo calcular de cuántas semanas estás embarazada

Si el resultado del test de embarazo es positivo, es importante que sepas de cuántas semanas estás. También te será útil saber qué día darás a luz y cómo evolucionará tu cuerpo y tu bebé a lo largo de esta aventura que acaba de comenzar. Con nuestra calculadora de embarazo y gestograma conocerás toda esta información y mucho más.

Ir a la calculadora de embarazo

Otros test de embarazo caseros

Pese a que este test de embarazo es el único que tiene validez científica para hacer en casa, históricamente se han utilizado otros métodos que no son fiables, ni para saber si estás embarazada, ni para descartarlo.

Casi todos consisten en mezclar la orina con diferentes sustancias. Veamos qué debería aparecer si estás embarazada y has mezclado tu orina con alguna de estas sustancias:

  • Vinagre: tras esperar 20-30 minutos, el líquido cambiará de color o le saldrá una ligera espuma.
  • Lejía: aparecen burbujas.
  • Aceite: al echar 2 gotas separadas sobre la superfície, estas se juntan.
  • Jabón natural: aparecen burbujas. Era algo más fiable hace décadas, cuando el jabón no tenia otras sustancias añadidas, como el de Lagarto de toda la vida.
  • Pasta de dientes: si hay cambios en la orina al pasar unos minutos, se supone que es un “sí”. Aunque sucede igual que con el jabón, y es que ahora los dentífricos contienen muchos componentes que podrían interaccionar con la orina de manera diferente.

Otra forma de tratar de saber si se está embarazada es exponer a la orina al frío o al calor: aparecerá una capa de partículas en la superfície si se mete en la nevera o se hierve. Si sucede, te sugiero que vayas a la farmacia a por un test de embarazo a reconfirmar el resultado.

Hay métodos mucho más complejos que nuestras antepasadas han utilizado con asiduidad porque no tenían otras formas de saber si estaban embarazadas, como los siguientes:

La prueba de la rana: el test de toda la vida

Hoy en día está totalmente obsoleto, pero antes una iba al médico a hacerse “la prueba de la rana” que efectivamente implicaba al pobre animal.

Se utilizaba una rana o un sapo macho, a la que se le inyectaba una pequeña cantidad de orina de la supuesta embarazada y se esperaba a ver si la hCG le hacía reaccionar. Si la rana empezaba a expulsar espermatozoides 24 horas después de la inyección, el embarazo quedaba confirmado.

Lo cierto es que la fiabilidad de esta prueba era muy alta. Afortunadamente, se dejó de lado con los modernos test de embarazo y menos mal, porque tenía un alto coste ecológico. En España incluso se llegaron a importar ranas de África, que se mezclaron con las especies locales alterando el ecosistema. Además, los test de los que disponemos hoy en día dan el resultado en segundos.

Trigo o cebada

Es una de las técnicas más antiguas que se conocen. En el antiguo Egipto las mujeres orinaban sobre semillas de trigo y de cebada y esperaban a ver si germinaban. Si no germinaban, no había embarazo, pero si lo hacían las semillas de trigo, se suponía que era una niña. Si germinaba la cebada, un niño. Aunque lo del sexo del bebé no tiene ninguna base, parece que sí es cierto que el 70% de la orina de las mujeres embarazadas germina, así que podemos considerarlo un test con un alto margen de error.

Todavía se sigue utilizando otro método que supuestamente sirve para conocer el sexo del bebé, aunque tampoco tiene ninguna base sólida que le otorgue fiabilidad.

La aguja o el colgante

Es más un juego que una prueba de verdad, pero a muchas embarazadas les da por probarlo absolutamente todo para reforzar su estado. Forma parte de la adaptación psicológica a la nueva situación y puede ser simplemente una forma de pasarlo bien.

La embarazada se tumba boca arriba, mientras otra persona mantiene un hilo y una aguja, o con un colgante con cadena larga (unos 30cm), a cierta distancia sobre la barriga. Si el colgante empieza a oscilar, confirma el embarazo. Es más, si se mueve recto es un niño y si es en círculos es niña. Otras variantes indican que esto se realiza sobre la palma de la mano abierta.

De hecho, la mayoría de métodos tradicionales tienen más que ver con el sexo o el estado del bebé que con la preñez: que si la forma de la barriga puedes saber si es niño o niña, que si dejas un antojo sin cumplir el bebé tendrá un lunar con esa forma determinada, que si tienes malas digestiones es que el niño tiene mucho pelo… En fin, pequeños detalles a los que puedes prestar atención si te hace gracia, pero que deberías dejar de lado en el momento en el que se peleen con los consejos de tu médico o supongan una fuente de estrés añadido.

Cuando hay un retraso en la regla o se desea tener un bebé, el momento de saber si hay embarazo o no cobra una tremenda relevancia. Por ello, incluso algunas marcas han aprovechado hacer campañas publicitarias de ello:

¿CUADRO? El test de embarazo de Ikea

Ya sabemos que las campañas publicitarias de estos suecos suelen ser originales y rompedoras, pero a principios de 2018 fueron un poco más allá. El catálogo de Ikea incluía una promoción que te invitaba a dejar una muestra de orina en su catálogo. ¿El truco? Habían “colado” entre las hojas un test de embarazo: si el papel cambiaba de color, te daban la enhorabuena: no solo tenías el embarazo confirmado sino, de regalo, un 50% de descuento en una de sus cunas.

Aunque hacer pis sobre un catálogo no parece lo más apetecible del mundo, la promoción consiguió llamar la atención. ¿Lo bueno? Un test de embarazo original y gratuito, más el descuento. ¿Lo malo? Que solo lo han publicado en Suecia, de momento.

¿Embarazada? Ikea te anima a orinar sobre uno de sus anuncios

Ver este vídeo en YouTube

 

¿Son fiables estas pruebas?, ¿merece la pena intentarlo?

Pues… más o menos algunas podrían ser fiables. Nuestras abuelas las usaban porque no había otra cosa, y enseguida la realidad ya se encargaba de confirmar o desmentir el diagnóstico. El número de métodos de diagnóstico del embarazo a lo largo de la historia es amplísimo como puedes ver en este artículo.

Lo cierto es que el índice de fallos es alto, porque estamos hablando de sustancias que pueden reaccionar de la misma manera si las mezclas con otros líquidos. Además, se desconoce cómo algunas otras sustancias presentes en la orina podrían reaccionar de igual manera que la hCG. Como anécdota está bien, pero poco más. Mi consejo: no te fíes y, si tienes un retraso, hazte un test de embarazo convencional.

Hoy en día, a mi parecer como profesional de la salud, no merece la pena utilizar ninguno de estos tests caseros habiendo una alternativa mucho más fiable. Además, muchas mujeres desconocen que pueden solicitar cita con su médico de cabecera para hacerse el test en el centro de salud de manera gratuita. Ten en cuenta que, si realizaras alguno de estos métodos y el resultado sugiriera que estás embarazada, ni tu matrona, ni el médico darían ese resultado por válido, igualmente sería necesario un test de embarazo convencional para diagnosticar la gestación.

¿Te ha resultado útil?

(Votos: 44 Promedio: 4.

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *