Otitis en niños remedios caseros: Dolor de oído: 11 remedios caseros efectivos

Otitis en niños remedios caseros: Dolor de oído: 11 remedios caseros efectivos

Dolor de oído: 11 remedios caseros efectivos

El dolor de oídos puede ser debilitante, pero no siempre se necesitan antibióticos. Los lineamientos de prescripción para la infección de oídos han cambiado en los últimos cinco años. Es posible que a tu hijo ni siquiera le receten antibióticos.

No todas las infecciones de oído son bacterianas y no todas necesitan medicamento con receta. De hecho, puedes encontrar todo el alivio que necesitas en casa, con tratamientos como:

  • analgésico de venta libre
  • compresas frías o tibias
  • aceite de oliva
  • ejercicios para el cuello
  • jengibre
  • ajo
  • agua oxigenada

Aquí te presentamos 11 remedios caseros y tratamientos de venta libre para el dolor de oídos.

1. Analgésicos de venta libre

La Academia Americana de Pediatría (AAP) recomienda analgésicos de venta libre como el ibuprofeno y el paracetamol para controlar el dolor asociado con una infección de oídos aguda llamada otitis media aguda.

Estos medicamentos son seguros para utilizarlos con o sin antibióticos, pero asegúrate de seguir las indicaciones de la etiqueta acerca de la dosis. Estos medicamentos también pueden ayudar a bajar la fiebre.

Habla con tu médico sobre la dosis adecuada para niños. Existen versiones de analgésicos de venta libre para niños y para bebés. No es seguro para los niños menores de 16 años tomar aspirina.

2. Compresas frías o tibias

Las personas utilizan con frecuencia bolsas de hielo o compresas tibias, como almohadillas térmicas o compresas húmedas, para aliviar el dolor. Se puede hacer lo mismo para el dolor de oído. Este método es seguro tanto para niños como para adultos.

Coloca la bolsa de hielo o la compresa tibia sobre el oído y alterna entre tibio y frío cada 10 minutos. Si prefieres una sola temperatura, ya sea fría o tibia, puedes utilizar una sola compresa.

3. Aceite de oliva

El uso del aceite de oliva para el dolor de oído es un remedio popular. No existe evidencia científica sólida que pruebe que las gotas de aceite de oliva en el canal auditivo alivien el dolor de oído. Pero colocar unas pocas gotas tibias del aceite en el oído es seguro y podría ser moderadamente efectivo, de acuerdo con la AAP.

Es una buena idea conversar primero acerca de este método con tu médico, especialmente para niños. Utilizando un termómetro, asegúrate de que el aceite no esté más caliente que tu temperatura corporal. Esto ayudará a evitar quemaduras en el tímpano.

4. Gotas naturopáticas

Las gotas naturopáticas están hechas con extractos de hierbas. Se pueden encontrar en línea y en algunas farmacias. Un estudio reciente encontró que las gotas que contienen extractos de hierbas con base de aceite de oliva pueden ser tan efectivas o incluso mejores que las gotas para los oídos de venta libre tradicionales.

5. Tratamiento quiropráctico

Si vas a una cita con un quiropráctico para realizarte un ajuste, notarás que tu cita puede aliviar el dolor de oído tanto como tu dolor de espalda.

Un estudio realizado en 1996 que involucró a 46 niños menores de 5 años participantes, encontró que el 93% de ellos mostró mejoras después de los ajustes quiroprácticos. De estos niños, 43% se sintió mejor después de solo una o dos sesiones.

La Clínica Mayo advierte que no se han hecho estudios clínicos a largo plazo que asocien el tratamiento quiropráctico con la reducción del dolor de oído.

6. Dormir sin poner presión en el oído

Algunas posiciones para dormir empeorarán las infecciones de oído, mientras otras ayudan a aliviarlas. Duerme con el oído afectado levantado en lugar de presionarlo contra la almohada. Esto puede ayudar a drenar mejor, si es necesario.

También puedes dormir con la cabeza elevada utilizando almohadas extras. Esto puede ayudar a que los oídos drenen más rápidamente.

7. Ejercicios para el cuello

Algunos dolores de oído son causados por la presión en el canal auditivo. Se pueden hacer ciertos ejercicios para el cuello para aliviar esta presión. Los ejercicios de rotación de cuello son particularmente beneficiosos.

Sigue estos pasos para realizar los ejercicios de rotación de cuello.

  • Siéntate recto con ambos pies apoyados en el piso.
  • Lentamente rota el cuello y la cabeza a la derecha hasta que esta esté paralela con tu hombro.
  • Rota la cabeza hacia el otro lado, hasta que esta esté paralela con tu hombro izquierdo.
  • Levanta los hombros tan alto como si trataras de cubrir los oídos con ellos.
  • Asegúrate de realizar los movimientos lentamente, mantenlos estirando suavemente hasta contar hasta cinco, luego relájalos.
  • Repite estos ejercicios cada vez que te levantes.

8. Jengibre

El jengibre tiene propiedades antiinflamatorias naturales que pueden ayudar a calmar el dolor de oído. Aplica jugo de jengibre o aceite calentado con jengibre (tibio) alrededor de la parte externa del canal. No lo pongas directamente dentro del oído.

9. Ajo

El ajo tiene propiedades antibióticas y analgésicas. Remoja ajo machacado macerado durante varios minutos en aceite de sésamo o ajonjolí tibio. Cuela el ajo y aplica el aceite en el canal auditivo.

10. Agua oxigenada

El agua oxigenada se ha utilizado como remedio natural para el dolor de oído por muchos años. Para utilizar este tratamiento, coloca varias gotas de agua oxigenada en el oído afectado. Déjala reposar dentro del oído durante varios minutos antes de drenarla en el lavabo. Enjuaga tu oído con agua limpia y destilada.

11. Distractores

Si es un niño el que padece de dolor de oído, haz lo que puedas para tenerlo cómodo, distrayéndolo del dolor.

Es posible que quieras:

  • poner su película favorita
  • llevarle a casa un nuevo libro para colorear
  • darle un baño de burbujas con muchos juguetes
  • dejarlo jugar con tu teléfono o tableta
  • darle su snack favorito
  • simplemente se trata de encontrar otras cosas en la que se pueda enfocar

Si tu hijo está en la etapa de dentición, dale juguetes para morder para refrescar su encía.

Este método también funciona con adultos. Consiéntete con un buen libro o con tu película favorita para distraerte del dolor.

Causas

Existen muchas causas posibles para el dolor de oído. Las causas posibles que son relativamente comunes incluyen:

  • caries
  • infecciones de los senos nasales
  • cera en los oídos
  • amigdalitis
  • rechinar los dientes

La infección de oído más común es la otitis media aguda (OMA), o infección del oído medio.

Se caracteriza por una inflamación e infección en algunas partes del oído medio. El dolor asociado con la otitis media aguda es causado por el líquido atrapado detrás del tímpano. Los síntomas pueden incluir:

  • fiebre baja
  • dolor dentro del oído
  • pérdida auditiva leve
  • malestar general

Los bebés y los niños pueden estar inquietos, irritables y tirarse de las orejas.

Cuándo utilizar un remedio casero

Los mejores remedios caseros para el dolor de oído dependen de la causa. Si la causa es una caries, es posible que tu dolor de oídos no mejore hasta que veas al dentista. Sin embargo, si es una infección de oído, utilizar un remedio natural puede hacer que la enfermedad sea más llevadera mientras tu cuerpo combate la infección.

Muchas infecciones de oído se curan por sí mismas en un período de una a dos semanas, y los síntomas empiezan a mejorar después de unos días. Asegúrate de consultar con el pediatra si tu hijo tiene dolor de oído, especialmente si tiene menos de 2 años de edad.

Si tu hijo tiene fiebre alta o si esta dura más de un día, busca atención médica de inmediato. Una fiebre alta en niños se define como:

Tu médico puede guiarte acerca de si debes probar remedios caseros antes de considerar los antibióticos.

Conclusión

Aunque no existe mucha evidencia de tratamientos alternativos para el dolor de oídos, muchos remedios caseros pueden calmar el dolor.

No es necesario utilizar antibióticos Los últimos lineamientos de la AAP, sugieren que los médicos deben enfocarse en el control del dolor, no en los antibióticos para tratar las infecciones de oídos. Esto se debe a que estas infecciones con frecuencia desaparecen por sí mismas, y el uso excesivo de antibióticos puede provocar infecciones resistentes a los antibióticos.

Leer el artículo en Inglés.

Dolor de oído: 11 remedios caseros efectivos

El dolor de oídos puede ser debilitante, pero no siempre se necesitan antibióticos. Los lineamientos de prescripción para la infección de oídos han cambiado en los últimos cinco años. Es posible que a tu hijo ni siquiera le receten antibióticos.

No todas las infecciones de oído son bacterianas y no todas necesitan medicamento con receta. De hecho, puedes encontrar todo el alivio que necesitas en casa, con tratamientos como:

  • analgésico de venta libre
  • compresas frías o tibias
  • aceite de oliva
  • ejercicios para el cuello
  • jengibre
  • ajo
  • agua oxigenada

Aquí te presentamos 11 remedios caseros y tratamientos de venta libre para el dolor de oídos.

1. Analgésicos de venta libre

La Academia Americana de Pediatría (AAP) recomienda analgésicos de venta libre como el ibuprofeno y el paracetamol para controlar el dolor asociado con una infección de oídos aguda llamada otitis media aguda.

Estos medicamentos son seguros para utilizarlos con o sin antibióticos, pero asegúrate de seguir las indicaciones de la etiqueta acerca de la dosis. Estos medicamentos también pueden ayudar a bajar la fiebre.

Habla con tu médico sobre la dosis adecuada para niños. Existen versiones de analgésicos de venta libre para niños y para bebés. No es seguro para los niños menores de 16 años tomar aspirina.

2. Compresas frías o tibias

Las personas utilizan con frecuencia bolsas de hielo o compresas tibias, como almohadillas térmicas o compresas húmedas, para aliviar el dolor. Se puede hacer lo mismo para el dolor de oído. Este método es seguro tanto para niños como para adultos.

Coloca la bolsa de hielo o la compresa tibia sobre el oído y alterna entre tibio y frío cada 10 minutos. Si prefieres una sola temperatura, ya sea fría o tibia, puedes utilizar una sola compresa.

3. Aceite de oliva

El uso del aceite de oliva para el dolor de oído es un remedio popular. No existe evidencia científica sólida que pruebe que las gotas de aceite de oliva en el canal auditivo alivien el dolor de oído. Pero colocar unas pocas gotas tibias del aceite en el oído es seguro y podría ser moderadamente efectivo, de acuerdo con la AAP.

Es una buena idea conversar primero acerca de este método con tu médico, especialmente para niños. Utilizando un termómetro, asegúrate de que el aceite no esté más caliente que tu temperatura corporal. Esto ayudará a evitar quemaduras en el tímpano.

4. Gotas naturopáticas

Las gotas naturopáticas están hechas con extractos de hierbas. Se pueden encontrar en línea y en algunas farmacias. Un estudio reciente encontró que las gotas que contienen extractos de hierbas con base de aceite de oliva pueden ser tan efectivas o incluso mejores que las gotas para los oídos de venta libre tradicionales.

5. Tratamiento quiropráctico

Si vas a una cita con un quiropráctico para realizarte un ajuste, notarás que tu cita puede aliviar el dolor de oído tanto como tu dolor de espalda.

Un estudio realizado en 1996 que involucró a 46 niños menores de 5 años participantes, encontró que el 93% de ellos mostró mejoras después de los ajustes quiroprácticos. De estos niños, 43% se sintió mejor después de solo una o dos sesiones.

La Clínica Mayo advierte que no se han hecho estudios clínicos a largo plazo que asocien el tratamiento quiropráctico con la reducción del dolor de oído.

6. Dormir sin poner presión en el oído

Algunas posiciones para dormir empeorarán las infecciones de oído, mientras otras ayudan a aliviarlas. Duerme con el oído afectado levantado en lugar de presionarlo contra la almohada. Esto puede ayudar a drenar mejor, si es necesario.

También puedes dormir con la cabeza elevada utilizando almohadas extras. Esto puede ayudar a que los oídos drenen más rápidamente.

7. Ejercicios para el cuello

Algunos dolores de oído son causados por la presión en el canal auditivo. Se pueden hacer ciertos ejercicios para el cuello para aliviar esta presión. Los ejercicios de rotación de cuello son particularmente beneficiosos.

Sigue estos pasos para realizar los ejercicios de rotación de cuello.

  • Siéntate recto con ambos pies apoyados en el piso.
  • Lentamente rota el cuello y la cabeza a la derecha hasta que esta esté paralela con tu hombro.
  • Rota la cabeza hacia el otro lado, hasta que esta esté paralela con tu hombro izquierdo.
  • Levanta los hombros tan alto como si trataras de cubrir los oídos con ellos.
  • Asegúrate de realizar los movimientos lentamente, mantenlos estirando suavemente hasta contar hasta cinco, luego relájalos.
  • Repite estos ejercicios cada vez que te levantes.

8. Jengibre

El jengibre tiene propiedades antiinflamatorias naturales que pueden ayudar a calmar el dolor de oído. Aplica jugo de jengibre o aceite calentado con jengibre (tibio) alrededor de la parte externa del canal. No lo pongas directamente dentro del oído.

9. Ajo

El ajo tiene propiedades antibióticas y analgésicas. Remoja ajo machacado macerado durante varios minutos en aceite de sésamo o ajonjolí tibio. Cuela el ajo y aplica el aceite en el canal auditivo.

10. Agua oxigenada

El agua oxigenada se ha utilizado como remedio natural para el dolor de oído por muchos años. Para utilizar este tratamiento, coloca varias gotas de agua oxigenada en el oído afectado. Déjala reposar dentro del oído durante varios minutos antes de drenarla en el lavabo. Enjuaga tu oído con agua limpia y destilada.

11. Distractores

Si es un niño el que padece de dolor de oído, haz lo que puedas para tenerlo cómodo, distrayéndolo del dolor.

Es posible que quieras:

  • poner su película favorita
  • llevarle a casa un nuevo libro para colorear
  • darle un baño de burbujas con muchos juguetes
  • dejarlo jugar con tu teléfono o tableta
  • darle su snack favorito
  • simplemente se trata de encontrar otras cosas en la que se pueda enfocar

Si tu hijo está en la etapa de dentición, dale juguetes para morder para refrescar su encía.

Este método también funciona con adultos. Consiéntete con un buen libro o con tu película favorita para distraerte del dolor.

Causas

Existen muchas causas posibles para el dolor de oído. Las causas posibles que son relativamente comunes incluyen:

  • caries
  • infecciones de los senos nasales
  • cera en los oídos
  • amigdalitis
  • rechinar los dientes

La infección de oído más común es la otitis media aguda (OMA), o infección del oído medio.

Se caracteriza por una inflamación e infección en algunas partes del oído medio. El dolor asociado con la otitis media aguda es causado por el líquido atrapado detrás del tímpano. Los síntomas pueden incluir:

  • fiebre baja
  • dolor dentro del oído
  • pérdida auditiva leve
  • malestar general

Los bebés y los niños pueden estar inquietos, irritables y tirarse de las orejas.

Cuándo utilizar un remedio casero

Los mejores remedios caseros para el dolor de oído dependen de la causa. Si la causa es una caries, es posible que tu dolor de oídos no mejore hasta que veas al dentista. Sin embargo, si es una infección de oído, utilizar un remedio natural puede hacer que la enfermedad sea más llevadera mientras tu cuerpo combate la infección.

Muchas infecciones de oído se curan por sí mismas en un período de una a dos semanas, y los síntomas empiezan a mejorar después de unos días. Asegúrate de consultar con el pediatra si tu hijo tiene dolor de oído, especialmente si tiene menos de 2 años de edad.

Si tu hijo tiene fiebre alta o si esta dura más de un día, busca atención médica de inmediato. Una fiebre alta en niños se define como:

Tu médico puede guiarte acerca de si debes probar remedios caseros antes de considerar los antibióticos.

Conclusión

Aunque no existe mucha evidencia de tratamientos alternativos para el dolor de oídos, muchos remedios caseros pueden calmar el dolor.

No es necesario utilizar antibióticos Los últimos lineamientos de la AAP, sugieren que los médicos deben enfocarse en el control del dolor, no en los antibióticos para tratar las infecciones de oídos. Esto se debe a que estas infecciones con frecuencia desaparecen por sí mismas, y el uso excesivo de antibióticos puede provocar infecciones resistentes a los antibióticos.

Leer el artículo en Inglés.

Otitis in a child: symptoms, first aid

Children often get ARVI. Most infections pass quickly due to the protective functions of the baby’s body, proper care, as well as adequate treatment. However, in some cases SARS occur with complications. Otitis media is one of the most common complications of viral respiratory infections in children. This is facilitated by the features of the anatomical structure in young children — a short, wide and more horizontal auditory tube, which connects the nasopharyngeal cavity and the middle ear, which means that the infection can easily penetrate from the nasopharynx. Otitis can cause infectious diseases such as measles, rubella. Sometimes it happens that frequent profuse regurgitation of the baby becomes the cause of otitis media, while the remnants of food can enter the middle ear through the auditory tube and cause inflammation. The cause of repeated otitis often becomes adenoiditis.

How otitis media manifests itself

In young children, the onset is usually sudden, with a sharp pain in the ear. Older children may complain of hearing loss. Pain in the ear may be accompanied by a rise in temperature up to 40 0 C. It is more difficult to suspect otitis in infants, because. they can’t complain about the pain. Parents may suspect otitis in a baby by the following signs:

  • Crying, crying.
  • Anxiety, capriciousness, sleep disturbances, refusal of the breast.
  • Attempts to finger the ear, rolling the head on the pillow.
  • Increased screaming and crying when pressing on the tragus of the ear.

Discharge from the ear is another sign of otitis media. They can be serous or purulent, have an admixture of blood. Discharge from the ears with otitis occurs as a result of perforation (rupture) of the eardrum. Lack of treatment for this condition can lead to a persistent hearing loss in a baby, which once again confirms the need for immediate medical attention at the first sign of otitis media.

Treatment of otitis media and first aid

Treatment of otitis media must be prescribed by a doctor. No need to get involved in treatment without an examination by an otorhinolaryngologist. Usually otitis is treated with antibiotics, the course of treatment is 7-10 days. The toilet of the external auditory canal, the restoration of the patency of the Eustachian tube and the normalization of pressure in the tympanic cavity, local and general anti-inflammatory therapy, antibiotic therapy are among the main areas of treatment for otitis media. In some cases, the patient is shown paracentesis — a therapeutic puncture of the eardrum. Again, please note that only a doctor can prescribe specific drugs for your child.

Help at home:

The use of vasoconstrictor nasal drops is an essential component of the treatment of otitis media. These drugs restore the patency of the auditory tube, which helps to normalize the pressure in the tympanic cavity.

  • Put vasoconstrictor drops in your child’s nose. Choose a drug that you have already taken.
  • For fever and/or severe pain, give your child an age-appropriate antipyretic. Paracetamol and ibuprofen preparations effectively relieve pain in otitis media.
  • Place with otitis indicated dry heat. It is enough to put on a hat or a scarf that covers the ears. Do not use hot compresses or heating pads unless directed by a doctor. Remember! Any thermal procedures are CONTRAINDICATED for suppuration and elevated temperature.
  • if a purulent or serous fluid is discharged from the ear, remove it with a cotton turunda soaked in a 3% hydrogen peroxide solution.

Prophylaxis

It is necessary to treat the nose, nasopharynx and pharynx in time in children. This is especially true for enlarged adenoids. If the child is breathing heavily through his nose, sleeping with his mouth open, snoring, you need to contact an ENT doctor. If the doctor insists on removing the adenoids, consider and agree to this procedure. Treat other viral and bacterial diseases in a timely manner. For infants, the best prevention of otitis media is breastfeeding.

The following tips for caring for a child with SARS will help you reduce your chances of developing otitis media:

  • Never force your child to blow his nose. When you blow your nose, mucus enters the Eustachian tubes, which directly contributes to the development of otitis media.
  • The Eustachian tube is usually blocked by thick mucus. Therefore, try to keep the child’s mucus liquid during SARS. To do this, as much of it as possible, and also maintain the optimal temperature in the apartment (no higher than 21 0 C) and humidity (60%).
  • use antipyretics in the age dosage when the baby’s body temperature rises above 38. 5 0 C. Fever increases fluid loss and promotes drying of the mucous membranes. Therefore, its timely relief is also the prevention of otitis media.

Otorhinolaryngologist Korzun Irina Valerievna

Treatment of otitis media in adults and children

Otitis ear (or otitis media) is an inflammatory process in the middle ear. It is the most common ENT disease and is considered the most common cause of hearing loss. The disease occurs in adults, however, it is more common in children. Treatment started in time will not allow the process to develop and will save you from dangerous complications.

Most often this disease is a complication of viral infections. How does an infection get into the middle ear? Let’s dwell on this for a bit.

The bottom line is that there is access to the middle ear from the outside through the tympanic membrane and from the nasopharynx through the Eustachian tube. Therefore, all inflammatory processes that occur in the nasopharynx can affect the condition of the middle ear and lead to disease. Otitis in children is usually caused by problems with the nasopharynx, since the ear canal is wide and short, so the risk of infection of the middle ear from the nasopharynx is increased.

Causes of the disease

  • The main culprit is a runny nose, which can be caused by a common cold, a viral infection. Microbes from an infected nasopharynx enter the middle ear through the auditory tube. Inflammation begins, the mucosa of the auditory tube swells, equalizing pressure is disturbed. This leads to pain in the ears, a feeling of congestion in them.
  • It is not uncommon for people to injure their eardrum when cleaning their ears incorrectly, which causes inflammation and leads to otitis media.

There are two forms of otitis media — acute and chronic.

Symptoms of acute otitis:

  • sharp shooting pain in the ear (or ears) radiating to the jaw and temple
  • occurrence of headache
  • temperature increase
  • hearing loss, ear congestion
  • Purulent discharge from the external auditory canal.

If this is a very young child who cannot yet complain of pain, then the illness can be guessed from his behavior. He cries, cannot sleep, refuses to eat because it hurts to swallow.

Important: if measures are taken in time, the tympanic membrane will not rupture and purulent discharge will not form.

Signs of chronic otitis:

  • fever
  • discharge from the ears of pus.

In chronic otitis media, there may be no pain, because pus flows freely from the ear canal. Due to the often repeated inflammation, the eardrum disappears, it simply rots. It is the chronic form that leads to hearing loss.

How to treat the disease

See also
Treatment of ENT diseases
Treatment of otitis media
Otitis media
Otitis media

Otitis media is usually treated conservatively with antibiotics, including for young children. It is necessary to complete the entire course of treatment in order to prevent the development of complications. In addition to antibiotics, vasoconstrictor nasal drops are used. If a purulent form has already developed, purulent discharge should be constantly and carefully removed using cotton turundas, and the ear canal should be cleaned with disinfectant solutions. At the initial stage of the disease, the treatment of otitis media in children begins with the appointment of dry heat in the form of compresses, heating with a blue lamp, turundas with drops for the ears on the ear area.

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *