Toser mucho en el embarazo es malo: ¿Cómo combatir la tos en el embarazo?

Toser mucho en el embarazo es malo: ¿Cómo combatir la tos en el embarazo?

Qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose

5 minutos

¿Gripe durante el embarazo? ¿Te has preguntado si la tos o los estornudos pueden molestar a tu bebé en el útero? Te contamos todo sobre sus sensaciones durante la gestación.

Revisado y aprobado por el médico Nelton Ramos.

Escrito por Fernando Clementin

Última actualización: 03 febrero, 2022

Las mujeres embarazadas suelen ponerse detallistas y, con razón, se preocupan por cualquier detalle que pueda llegar a incomodar la estadía de su hijo en su útero. Es por eso, precisamente, que muchas se angustian por saber qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose. Un adelanto: no debes preocuparte por ello.

Es normal que las madres se desvivan por evitar cualquier complicación para sus hijos, incluso —o especialmente— antes de que ellos nazcan. Cuando enferman, muchas se sienten incómodas al toser, estornudar o también cuando padecen de vómitos.

Su intranquilidad pasa por saber qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose. Como ellas se sienten decaídas y su cuerpo está sensible a cualquier inconveniente, tienen temor a que esto pueda transmitirse a su pequeño y que pase un mal rato allí dentro.

Veamos en profundidad este asunto para enviarles algo de tranquilidad ante sus miedos.

Cambios en el sistema inmunitario durante el embarazo

Como en todo el cuerpo de la mujer, durante la gestación se dan un par de alteraciones en el sistema inmunitario. Ahora, su principal misión es proteger al bebé de todo tipo de amenazas. Por lo tanto, puede que la madre quede más expuesta a ciertos gérmenes o virus.

Si notas que en el embarazo te da gripe más de seguido que antes, debes saber que es algo normal. No obstante, esto no quiere decir que no debas hacerte tratar con un profesional. Por el contrario, debes actuar rápido para evitar y descartar cualquier tipo de complicación mayor.

Además, debes tener cuidado con los medicamentos. No todos son adecuados para la etapa de gestación. De ninguna manera recurras a uno que no haya sido indicado por tu médico de confianza.

“Saber qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose genera intranquilidad para los futuros padres”

Algunos consejos para sentirte mejor durante las enfermedades en esta etapa:

  • Llevar una alimentación sana: en lo posible, debes incluir muchas frutas y verduras que contengan agua. Estas te ayudarán a deshacerte del resfriado con mayor rapidez.
  • Incorporar minerales y vitaminas —sobre todo la C— en cantidad. Estos nutrientes son efectivos para combatir las infecciones.
  • Tomar líquido en abundancia también colaborará con los puntos anteriores. Se recomiendan el agua y los jugos de frutas naturales.
  • Disminuye el consumo de azúcar y cafeína.
  • Abandonar cualquier hábito nocivo —fumar, beber alcohol— y hacer ejercicio físico. Mantenerte activa te ayudará a mantener las defensas altas.

¿Qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose?

Ahora que desenmascaramos el porqué de tantos resfriados y tos durante el embarazo, nos centraremos en el pequeño. ¿Cuáles son sus sensaciones mientras la madre experimenta estos síntomas? ¿Pueden causar algún efectivo negativo en su desarrollo?

Como cada uno de los fenómenos que se dan durante su estadía en el útero de la mujer, las vibraciones que el bebé siente cuando ella tose son algo para lo que está preparado. A muchas madres les causa cierta angustia “molestar” a su pequeño al toser o incluso poder causarle algún daño.

Quédate tranquila: esto no representa ningún problema para él ni tampoco para su salud. Como dijimos, puede que sienta un sacudón y, en respuesta a ello, se mueva un poco. Pero no lo hace por dolor ni tampoco por miedo, se trata solo de un acto reflejo provocado por su ambiente.

“Las vibraciones que el bebé siente cuando su madre tose son algo para lo que está preparado”

¿Y qué hay de los estornudos?

Después de conocer qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose, muchos se preguntan si el estornudo, que se produce más bruscamente, puede causar algo similar. Y sí, es así.

Precisamente, lo que ocurre es que “su espacio” se contrae un poco para luego volver a ampliarse de inmediato. Esto no genera ningún riesgo de asfixia ni nada por el estilo; no tienes que hacerte problema. La naturaleza es sabia y tanto la madre como el niño están perfectamente equipados y acondicionados para estos nueve meses.

Factores que pueden afectar al feto en el embarazo

Más allá de los estornudos y la tos, hay algunas conductas y sensaciones que sí pueden afectar a un bebé que está en el útero. Por ejemplo, el estrés, la tristeza y la angustia generan en la mujer cambios hormonales —se liberan catecolaminas— que podrían ser causa de partos prematuros o bajo peso del niño al nacer.

Del mismo modo, los pequeños pueden identificar la voz de sus padres, que les transmite serenidad y alivio. A partir de la semana 12, también podrán sentir el gusto de los alimentos que ingieras; mientras que más adelante desarrollarán el tacto y sí, sentirán algo de presión —inofensiva— si tienes un orgasmo durante el sexo.

Finalmente, concluiremos que el problema más grave que puede provocar la tos de la madre para el bebé es una posible afección más severa.

Por lo tanto, no debes preocuparte por saber qué siente el bebé en el vientre materno cuando la madre tose, ni mucho menos intentar evitarlo a toda costa. Simplemente, dedícate a cuidar tu salud; será el mejor cuidado que puedes proporcionar al bebé.

Te podría interesar…

Cómo combatir la tos durante el embarazo

Posiblemente no haya nada más molesto que la tos, especialmente aquella que se acompaña de sequedad y falta de expectoración (como la ocasionada por la laringitis), ya que tendemos a toser como consecuencia de la irritación existente en la garganta, pero la falta de mucosidad hace que por mucho que tosamos la sensación incómoda no desaparezca. Y lo que es aún peor, cada vez que tosemos podemos aumentar la irritación, por lo que nos acabamos encontrando ante un círculo vicioso que nunca acaba.

Podríamos decir que ocurre algo similar con la tos con mucosidad, dado que las ganas de toser en esta ocasión está causado por la presencia de mucosidad en la garganta. Sin embargo, aunque en estos casos podemos sentir cierto alivio cada vez que tosemos, dependiendo de la cantidad de mocos que se tenga también puede llegar a ser bastante molesto.

En cualquier otro momento y etapa de la vida, es ciertamente fácil tratar la tos, ya que puede ser útil optar por un tratamiento antutisivo con el que reducir todos los síntomas asociados. Aunque, nuevamente, y dependiendo del tipo de tos que se tenga, es posible optar por un antitusivo para tos seca o no productiva, o por un antitusivo para la tos productiva (es decir, que produce expectoración).

Pero, ¿qué ocurre durante el embarazo? Es decir, ¿cómo es posible tratar y combatir la tos durante la gestación? ¿Los medicamentos antitusivos, por ejemplo, pueden ser opciones útiles?

¿Cuáles son las causas de la tos durante el embarazo?

En la mayoría de las ocasiones, la tos durante el embarazo no suele ser debida a una afección específica o directamente relacionada con la gestación. De hecho, lo más posible es que sea debido a una infección viral o bacteriana; o, en ocasiones, a algo más grave, como podría ser el caso de la neumonía.

Dado que las mujeres embarazadas son más propensas a los coágulos de sangre, es cierto que se debe prestar especial atención a determinados síntomas más graves, como podría ser el caso de la presencia de dolor en el pecho, o cuando se escupe sangre cada vez que se tose. En estas ocasiones, la tos podría ser un síntoma de una embolia pulmonar (arteria bloqueada en los pulmones).

Tratamiento de la tos en el embarazoFoto: Istock

En cualquier caso, en muchas ocasiones la causa no es evidentemente tan grave, aunque si la tos permanece durante más de 10 días, es muy intensa o se acompaña de otros síntomas más serios, es necesario consultar al médico.

De hecho, en caso de que la tos se acompañe de secreción nasal de color verde, probablemente sea necesario la aplicación de un tratamiento médico, dado que el riesgo de que pueda tratarse de sinusitis o bronquitis es bastante elevado.

Por otro lado, también debemos tener en cuenta que, durante el embarazo, el sistema inmunológico cambia, por lo que el riesgo de contraer un resfriado o una gripe (habituales causantes de la tos) puede llegar a ser bastante elevado. Además, es común que la enfermedad tienda a durar un poco más.

Tratamiento de la tos durante el embarazo

Durante el embarazo es especialmente importante reducir la cantidad de medicamentos de venta libre y sin prescripción que se consumen, por lo que, en caso de tener tos, y que esta sea muy incómoda y excesiva, se hace necesario acudir a la consulta del médico para una mejor valoración.

Esto es debido a que muchos de los medicamentos que normalmente se usan a la hora de tratar los síntomas relacionados con un resfriado (una causa común de la tos) no tienden a ser del todo seguros durante la gestación.

Por tanto, es conveniente seguir una serie de pautas y recomendaciones básicas como las que te indicamos a continuación:

  • Descanso. El descanso es importantísimo, especialmente durante la gestación, cuando el cansancio y la falta de energía pueden llegar a ser bastante evidentes. Es aconsejable tomar siestas y dormir toda la noche, además de sentarse para relajarse siempre que sea necesario. 
  • Tomar muchos líquidos. Beber mucha agua, jugos de frutas naturales o caldos pueden ser útiles a la hora de añadir esos líquidos tan necesarios al cuerpo.
  • Reducir la congestión. Cuando la congestión nasal es muy excesiva, una buena idea es colocar un humidificador en la habitación, así como mantener la cabeza elevada sobre la almohada mientras descansas.

El dolor de garganta que habitualmente acompaña la tos puede ser aliviado mediante gárgaras de agua tibia con sal, o con bicarbonato sódico. Para realizarlo, es tan sencillo como calentar un poco de agua al microondas, mezclar con una o dos cucharadas de sal (o bicarbonato), y realizar las gárgaras.

Existen también una serie de pastillas anestésicas que pueden ser utilizadas para aliviar el dolor de garganta.

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *