Sintomas del embarazo en el hombre: Los papás también tienen síntomas de embarazo ¿Mito o realidad?

Sintomas del embarazo en el hombre: Los papás también tienen síntomas de embarazo ¿Mito o realidad?

Los papás también tienen síntomas de embarazo ¿Mito o realidad?

Los síntomas de embarazo en las mujeres son ampliamente conocidos y varían de acuerdo a cada mujer y al mes de la gestación en el que se encuentra, pero ¿habías escuchado que los futuros papás también presentan algunos de estos síntomas? Estos síntomas son conocidos como Síndrome de Couvade y han sido ampliamente estudiados por la medicina y la psicología. Te contamos un poco más sobre el tema para descubrir si es un mito o una realidad. 

Síntomas de embarazo que suelen presentarse en futuros papás:

Los síntomas del embarazo en mujeres son diversos, pero suelen tener similitudes de acuerdo al mes de gestación. Durante los primeros meses se presentan náuseas, cambios en el apetito y alteraciones hormonales que pueden impactar en el estado de ánimo. 

En el caso de los hombres, los síntomas suelen presentarse durante el primer y tercer trimestre del embarazo e incluso permanecer algunas semanas después del parto. Entre los síntomas más frecuentes detectados en los futuros padres están:

  • Náuseas

  • Dolor abdominal

  • Hinchazón 

  • Calambres en las piernas

  • Dolores de espalda

  • Cambios en hábitos de sueño

  • Ansiedad

  • Disminución de líbido

 

Podría interesarte: ¿Cómo controlar las náuseas en el embarazo?

 

¿Qué dice la ciencia sobre el Síndrome de Couvade?

El padecimiento de uno o varios síntomas en futuros padres es conocido como Síndrome Couvade. Este término fue acuñado en 1956 pero, a pesar del tiempo, aún resulta un síndrome poco conocido por la medicina y la psicología, debido a que no se presenta de manera tan regular e incluso se ha llegado a pensar que el aspecto geográfico y las costumbres podrían estar involucradas. 

El Síndrome de Couvade es inusual de modo que algunas personas han planteado la posibilidad de que sea algún padecimiento médico, lo que es completamente equivocado, ya que no está considerado como enfermedad por la Organización Mundial de la Salud; sin embargo, esto no quiere decir que la ciencia no reconozca su veracidad.  

Se han realizado diversos estudios alrededor del mundo para lograr entender mejor a qué se debe la aparición de estos síntomas y el por qué no se presenta en todos los papás. Estos estudios han arrojado que la empatía y la conexión emocional juegan un papel importante, además del estrés o preocupación de los padres ante la llegada de un bebé. Por otro lado, en el aspecto físico se han detectado cambios a nivel hormonal que podrían explicar algunos de los síntomas. 

 

Aspectos psicológicos

Como mencionamos, el Síndrome de Couvade puede tener un origen psicológico, el cual está directamente relacionado con las emociones de los futuros padres ante el embarazo de su pareja. 

Se cree que una de las principales causas es la empatía con su pareja, ya que en ocasiones se ha encontrado que los hombres que presentan los síntomas, sostienen una conexión emocional mayor con su pareja. Por otro lado, también se ha planteado la posibilidad de que sea la forma en la que los hombres muestran apoyo a su pareja, haciendo de los síntomas otra forma de decirle a la madre de su bebé: “te acompaño”, “estamos juntos”, “sigo aquí” o “comparto tu emoción”. Así, el Síndrome de Couvade se convierte en otra forma de expresar emociones ante un acontecimiento tan importante como lo es tener un bebé con la persona que se ama. 

Otro punto clave es el estrés y la ansiedad, principalmente para los papás primerizos. Es conocido que los altos niveles de estrés tienen repercusiones en el cuerpo aún cuando no se está esperando un bebé. Ante esto, es posible que la preocupación por lo que viene genere síntomas comunes de estrés que se asimilan a los del embarazo.

 

Aspectos físicos

Si bien el aspecto psicológico juega un papel importante, también se han detectado cambios fisiológicos que pueden estar ligados a la presencia de síntomas de embarazo en futuros papás. Según los especialistas, los hombres también presentan cambios neurohormonales durante el embarazo de su pareja como:

  • Aumento de prolactina

  • Aumento de estrógeno

  • Reducción de niveles de testosterona

  • Incremento de niveles de cortisol (relacionados con el estrés)

Diversos estudios han planteado que la presencia de estos cambios se debe a que el hombre también se prepara para la llegada de su bebé. En el caso de las mujeres embarazadas, se sabe que estos cambios hormonales están ligados a funciones específicas de supervivencia. La prolactina ayuda a la producción de leche y el cortisol permite que la mamá esté alerta y pueda responder de manera rápida e intuitiva al llanto del bebé. Para los papás aún no está clara la razón para este tipo de cambios, pero se piensa que también está ligado con el propósito de optimizar el cuidado del bebé.

 

No hay nada de qué preocuparse, prepárate y disfruta el embarazo

Aún no hay una explicación o motivo claro para la aparición de los síntomas de embarazo en futuros papás; sin embargo, no hay nada de qué preocuparse. Se recomienda relajación y estrategias que reduzcan los niveles de ansiedad y estrés, además, hablar con tu pareja sobre tus inquietudes y sentimientos también puede ayudar a brindar tranquilidad. 

seis síntomas de embarazo en el hombre

Los cambios del embarazo no sólo afectan a la mujer, sino en algunos casos, también a su pareja. Los futuros papás pueden llegar a sentir los mismos síntomas que tienen sus mujeres embarazadas, un fenómeno conocido como el Síndrome de la Covada, término proveniente del francés “couvade” (incubar).

No hay una causa física, pero la empatía y la conexión emocional que se establece con la pareja provoca a veces, desde el mismo momento en el que se enteran del embarazo, que ellos también comiencen a sentir cambios. Comentaremos seis síntomas de embarazo que sufren los hombres. Si tenéis alguno más, os invitamos a sumarlo a lista.

Ansiedad

Es normal que el hombre experimente cuadros de ansiedad, debido a la proximidad de su paternidad. Insomnio, fatiga, subidas de tensión y estrés no son síntomas exclusivos de la mujer. El hombre también comparte las preocupaciones sobre el embarazo de su mujer.

Se sienten inquietos sobre el desarrollo del embarazo, las pruebas médicas, les preocupa si estarán preparados para el parto y si lo harán bien al nacer el bebé. En estos casos, cuanto más involucrado esté el hombre en el proceso de embarazo, más confianza podrá tener en sí mismo y transmitirlo a su pareja.

Náuseas matutinas

Los padres también pueden padecer las molestas náuseas matutinas que afectan a las embarazadas durante los primeros meses de gestación.

Son varios los estudios que se han ocupado de ello sin encontrar una razón contundente. En las mujeres, es el aumento de estrógenos, en los hombres se cree que está ligado a la ansiedad de la que hablábamos antes, así como a cambios en la dieta, ya que es habitual que el hombre coma más para aliviar el estrés.

Aumento de peso

No sólo la barriga de la embarazada es la que va creciendo, sino también la de su compañero. La báscula revela un aumento de peso que se incrementa a medida que avanza el embarazo. Se cree que el hombre gana alrededor de seis kilos durante el embarazo de su mujer.

También debido a la ansiedad que provoca cambios en la dieta. El culpable más probable es el cortisol, apodado como la «hormona del estrés», que es secretada en volúmenes más altos durante los períodos de ansiedad. El cortisol regula los niveles de insulina y azúcar en la sangre por lo que puede haber sensación de hambre cuando en realidad no lo hay.

Al igual que la mujer, es conveniente que el hombre también controle el aumento de peso durante el embarazo y cuide mejor su alimentación.

Cambios de humor

El hombre también experimenta una montaña rusa de emociones durante el embarazo, especialmente durante las primeras semanas.

Se siente preocupado ante la cercanía de su paternidad y sufre todo tipo de emociones. Puede pasar de la alegría a la tristeza, de la tranquilidad a la ansiedad o de la dulzura a la irritabilidad en un muy corto período de tiempo.

Cambios en el apetito sexual

La vida sexual también se ve afectada en el embarazo. En algunos hombres, la líbido decide irse de viaje hasta después del parto, mientras que otros viven el sexo con mayor intensidad durante estos meses.

Los cambios físicos que experimenta la madre puede motivar a algunos, pero desmotivar a otros. Muchos tienen miedo de lastimar al bebé al mantener relaciones sexuales (tranquilos, es imposible llegar a dañar al bebé), así que aprovechad el sexo en el embarazo porque puede ser una experiencia muy placentera para los tres.

Newsletter de Bebés y más

Suscríbete para recibir cada día nuestros consejos sobre embarazo, maternidad, bebés, lactancia y familia.

Achaques y dolores

Algunos hombres se vuelven más «quejosos» de lo habitual en cuanto a achaques y dolores. Molestias típicas de las embarazadas como dolor de espalda, ciática, dolor de cabeza o calambres son también sufridas por él.

Los investigadores no encuentran una causa física a estos dolores, que en el caso de la mujer es provocado por la acción de las hormonas. Lo que se cree es que se debe a un mecanismo de identificación con la pareja o en algunos casos, sentimientos subconscientes de competencia, ya que aunque no lleva un bebé dentro, también está próximo a convertirse en padre.

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *